miércoles, 15 de agosto de 2012

LA ENTREVISTA SOÑADA


¿Le molesta que le llamen minusválido?
No, en absoluto. Ni paralítico, ni lisiado, ni discapacitado. Lo único que me molesta es que me llamen cojo, entre otras cosas porque no lo soy.

¿Cómo prefiere que se refieran a su condición?
Persona con Diversidad Funcional. Considero que es una expresión muy amable y poco discriminatoria en la que se puede incluir desde una persona diabética o hipertensa a una persona alérgica.

¿Y eso?
Piense en una persona con migrañas o artritis o tiroidismo. Su vida está condicionada por esa disfunción. Quizás sea un condicionamiento cuyas consecuencias en el día a día tengan menos impacto comparadas con las de una persona ciega o sordomuda, pero al final es una cuestión de grado. La disfunción está ahí.

Visto así, todos tenemos una Diversidad Funcional
Esa es la grandeza del término. Nos pone a todos en el mismo saco. En mayor o menor medida, cada uno de nosotros tiene o ha tenido en algún momento de su vida una disfunción física que le ha obligado a adaptar su comportamiento cotidiano. Y cuando no es física, es emocional.

¿Diversidad Emocional?
Exacto. La aceptación definitiva de que el ser humano posee una naturaleza diversa, única e irrepetible.

No hay comentarios: