jueves, 21 de abril de 2011

TESTIMONIO: A. T.


Tú ya has pasado tu propio calvario y has llegado a tener las cosas muy, pero que muy claras. Yo aún estoy en pleno proceso de recuperación, y de vez en cuando, aparecen algunos baches en el camino. Pero se están produciendo cambios, cambios positivos cargados de buenas energías que me ayudan a ver las cosas más claras. Tienes ese don de hacer la pregunta justa para que me plantee los hechos desde otro punto de vista, lo que me ayuda a sentirme menos víctima. Tienes ese don de contestarme las preguntas que parecen no tener respuesta, aunque no me guste la respuesta.

Eres una persona con magia y hablar contigo es un lujo. Cuando llego con un montón de entuertos en mi cerebro, al cabo de un rato parece que las cosas se desenredan. Tienes tanta empatía que es fácil hablar y sincerarse contigo.

Gracias por ayudarme a salir de mi estado ‘macetativo’.



P.D. Gracias a ti A.T. por regalarme tu intimidad.

No hay comentarios: