domingo, 27 de febrero de 2011

INSTINTO BÁSICO


¿Qué es la intuición? ¿Cómo identificarla? Y, más interesante, ¿qué hacer con ella? Supongo que todos tenemos una definición para describirla. Para mí la intuición es aquel ‘pronto’ que te recorre el cuerpo delante de un pensamiento, una situación o una persona determinada. ‘Este tío tiene algo’, o ‘Mejor no sigo por este camino’. La intuición, bien escuchada, creo que nos puede alejar de escenarios comprometidos o ayudar a tomar la decisión más favorable para nuestro bienestar.

Dos ejemplos. Para mí, la intuición sería aquella sensación que nos invade cuando nos enseñan una casa que queremos comprar o alquilar y nos hace sentir en un lugar familiar y confortable. ‘Esta casa es para mí’ –pensamos nada más cruzar la puerta. Otro caso de intuición es el de la señal que nos alerta cuando un amigo o pareja hace o dice algo que desentona y hace crujir nuestra confianza, bien sea en el inicio de la relación, bien sea a mitad de trayecto. Si en ese momento, fuésemos capaces de introducir un paréntesis, en lugar de utilizar la mente y el pensamiento para cuestionar nuestra intuición, creo que nos ahorraríamos algunos tragos innecesarios.

No hay comentarios: